Crisis hospitalaria de nuevo al descubierto









Editorial

Crisis hospitalaria de nuevo al descubierto


Editorial Siglo21
servicios@siglo21.com.gt


La visita que realizó ayer el presidente de la república, Otto Pérez Molina, al Hospital Roosevelt puso de nuevo al descubierto la crisis que vive la red hospitalaria y los sistemas de salud en el país, donde la carencia de medicamentos e infraestructura afecta a los ciudadanos más necesitados y que por falta de recursos solo les queda recurrir a los centros médicos del Estado.

Luego de cuatro meses de gobierno Patriota, el Presidente tuvo que reconocer que la gestión del primer trimestre de su administración en el área de Salud no funcionó, y anunció que están por terminar un plan para hacer una verdadera reestructuración de la red hospitalaria nacional y los centros de atención primaria, pero destacando la falta de recursos con que cuenta el gobierno para enfrentar este problema.

Desde la salida del ex ministro Francisco Arredondo, los médicos del Hospital Roosevelt habían pedido al presidente Pérez Molina que llegara para constatar el desabastecimiento en que se encontraban, y casi dos meses después aún están abastecidos en un 75 por ciento.

Acompañado del recién nombrado Ministro de Salud Pública y ex director del mismo hospital, cargo por que le pesaban hallazgos en la Contraloría General de Cuentas y que tuvo que resolver en forma inusualmente rápida, el Presidente pudo escuchar de pacientes que día a día sufren para lograr ser atendidos en uno de los dos centros hospitalarios más grandes del país, y que se encuentra sobrepasada su capacidad de atención en más del 60 por ciento.

Doloroso ha de haber sido para el mandatario escuchar el caso de Judith Salazar, madre de un infante que padece insuficiencia renal, y que lleva dos años gestionando una operación que no le han podido realizar a su hijo, solicitándole a Pérez Molina que se le agilice la operación de trasplante.

Así como esta, varias fueron las quejas que pudo escuchar el gobernante en su visita a este hospital, en las que, por supuesto, también escuchó a algunos enfermos que agradecieron el servicio que se les proporciona. La responsabilidad que tiene el gobierno, con el presidente Pérez Molina y el ministro Villavicencio a la cabeza, es muy grande y no se puede seguir como hasta ahora. Este es un problema que viene de muchos años atrás y que debe enfrentarse decididamente.

Ahora el Presidente ya lo conoce de cerca; esperamos que se tomen las medidas más urgentes lo más rápido posible y que como ha ofrecido, se incremente el presupuesto para Salud a partir del año entrante para que de verdad se logre la reestructuración tan necesaria para los guatemaltecos más necesitados.

 

Guardada bajo





Enviar a un amigo



X
Para:
+ Agregar otro destinatario
Puedes agregrar hasta 10


Obtener una
nueva imagen